El Turismo español basa su futuro en la esperanza

Aunque se confíe en una vacuna y se vea como reabren sus instalaciones algunos hoteles

El Turismo español, como él mismo sector a nivel mundial, solamente confía en la aparición de una vacuna para vencer al Covid-19. Mientras tanto ve cómo se pierde la temporada de verano,  con próximos meses de mínima actividad, que solamente facilitará resolver gastos de apertura y poco más.

El tiempo ira demostrando que este sector  va a ver una transformación total de sus servicios. Ejemplo de ello será la desaparición del «Todo incluido», algo para lo que están preparados de forma exclusiva numerosas instalaciones hoteleras. Por otra parte la hostelería presenta numerosas adaptaciones al desarrollo de la normativa sobre la pandemia que padecemos, lo que supone una freno en su actividad. Mientras tanto, la OMT lanza sus peroratas que a nadie interesan, demostrando que solo vive de la fantasía. Al menos durante esta pandemia.

Los empresarios de la hostelería piden ayudas al gobierno

La vacuna, única esperanza del Turismo

Mientras los profesionales del sector turístico padecen unos ERTES mal planificados y muchos trabajadores no han cobrado aún sus sueldos, el sector se debate en diferentes reuniones y citas derivados de esta solución administrativa. 

Parece en todo caso que las grandes cadenas dan por perdida la temporada, algo que perecía inevitable y que con el tiempo se va confirmando. Esto supone hablar de  cifras de pérdidas verdaderamente  impensables. No menos de 40.000 millones en una primera cifra para lo que pueda ocurrir hasta finales de agosto y hasta 80.000 millones de euros si hablamos del resto del año. Parece que esta última pérdida es la que se va a padecer por parte del sector turístico.

Acaba de valorarse positivamente la decisión de la presidencia del Consejo de la Unión Europea, con ayudas para los países sureños por un importe de 750.000 millones de euros, lo que supone una ayuda gigantesca nunca decidida por gobierno comunitario en toda su historia. En todo caso y, junto a un control de la Unión Europea en la forma de gastar estas ayudas, de las que España  obtendrá alrededor de 140.000 millones de euros, parece complejo que se beneficie de manera directa el sector turístico español

Así las cosas, parece que la única esperanza que se advierte en el sector, es la llegada de la vacuna que resuelva de manera más definitiva el problema que la pandemia ha producido en nuestro país en particular  y en toda Europa en general. Las diferentes ayudas para los países sureños ayudarán a que, de manera indirecta, los turistas puedan buscar en los países más atractivos para los turistas de los países nórdicos, sus viajes a partir del mes de julio. De esta forma,  varios países del entorno del Mediterráneo, ya se han puesto en marcha para buscar viajeros que quieran el sol y la seguridad. Grecia, Croacia, Argelia y Túnez ya está trabajando para conseguir clientes a partir de julio que es cuando parece que el tráfico aéreo se normalizará y se podrá viajar a estos países. No se conocen acciones similares por parte de España en el sentido de búsqueda de clientes ofreciendo nuestra seguridad y nuestras playas.  

Adios al «Todo  Incluido» en la oferta española

La hostelería española  se debate entre las diferentes acciones que debe tomar y las reuniones y citas profesionales no cesan, aunque el pesimismo es la norma ante el panorama que se ve para el futuro inmediato, al menos hasta final de año. Desde luego, algo que parece va a ser la norma, es la desaparición del «Todo Incluido», algo que cambiará la comercialización de muchas cadenas hoteleras y hasta del sector turístico en su totalidad. La aparición de una vacuna es fundamental para el futuro de esta actividad y marcará su existencia futura.

Un ejemplo de ello son las gestiones que los hoteleros están realizando para que la organización del «Mad Cool» siga celebrándose en Madrid en el año 2021. Estas tres valoraciones se han presentado ante el Ayuntamiento de la capital

  • Tras su primera edición en 2016, este macrofestival se ha convertido en un activo de gran valor para la dinamización de la actividad cultural, turística y económica de la ciudad
  • Un diálogo más fluido y un mayor compromiso entre agentes públicos y privados se convierte en un factor clave para impulsar la promoción de la Madrid
  • Con más de 185.000 asistentes nacionales e internacionales, la última edición del ‘Mad Cool Festival’ dejó unos ingresos de más de 65 millones y creó cerca de 5.000 empleos
    La Asociación Empresarial Hotelera de Madrid (AEHM) ha instado al Ayuntamiento de Madrid y a la organización del ‘Mad Cool Festival’ a un “mayor entendimiento y un diálogo más fluido” para que este evento siga celebrándose en la capital. En este sentido, ha querido recalcar que la ciudad cuenta con espacios altamente preparados para acoger este tipo de acontecimientos, tanto por su capacidad como por su buena conectividad y acondicionamiento de las instalaciones.
    Para los hoteleros madrileños este festival, que se celebra en el mes de julio, se ha convertido en un activo de gran valor a la hora de dinamizar la actividad cultural, turística y económica de la capitalDe hecho, la pasada edición contó más de 185.000 personas, generó unos ingresos superiores a los 65 millones de euros, creó cerca de 5.000 empleos e hizo que aumentara la ocupación hotelera durante la celebración de este acontecimiento.
    Para lograr impulsar la promoción Madrid y lograr que se posicione por delante de otras capitales europeas, la secretaria general de la AEHM, Mar de Miguel, considera “fundamental potenciar la colaboración público-privada, alcanzar una mayor concreción en su compromiso y desarrollar conjuntamente acciones que potencien la visibilidad y las posibilidades que ofrece nuestro destino”
    “Tenemos que tener en cuenta lo que supone para Madrid ser la sede del ‘Mad Cool Festival’. En tan solo cuatro años, no solo se ha convertido en el festival más grande de la capital, sino que ha conseguido ser un referente a nivel internacional y un escaparate perfecto para la imagen de la ciudad. Además, está contribuyendo a desestacionalizar la llegada de turistas y demostrando que nuestro destino ofrece múltiples actividades y experiencias durante todo el año”.

“Entendemos que ambas partes, Ayuntamiento y organización, son conscientes del impacto que tiene este evento a todos los niveles. Por ello, esperamos que se mantengan en Madrid, continúe siendo un foco de atracción de miles de seguidores de la música y siga potenciando la actividad económica de los diferentes sectores implicados”, ha concluido la secretaria general de la AEHM. 

La OMT vive en otra galaxia

La OMT vive alejada de la realidad directa del sector turístico español, e incluso de los de otros países. De esta formas presenta unas directrices para reabrir el sector turístico, que asegura sirven para la actividad turística mundial, algo que no tiene mucha verosimilitud, dado que, cada zona, a nivel mundial está suponiendo una variedad de problemas difícilmente  enfrentados con la realidad y que deberían ser analizados por separados, y siempre bajo la valoración de los efectos de la actual pandemia que se sufre de forma diferente en cada zona.

Las directrices que ofrece la OMT son las siguientes

  • El organismo especializado de las Naciones Unidas para el turismo presenta unas directrices orientadas a una recuperación fuerte y sostenible
  • Las recomendaciones parten de la experiencia intersectorial del Comité de Crisis para el Turismo
  • Lograr que los viajes sean seguros y fluidos y restablecer la confianza son prioridades clave
  • La OMT y Google refuerzan su alianza para promover las capacidades digitales y crear nuevas oportunidades en la fase de recuperación

La Organización Mundial del Turismo (OMT) ha presentado un conjunto de directrices para ayudar al sector turístico a emerger de la COVID-19 más fuerte y más sostenible. Las directrices subrayan la necesidad de actuar con decisión, restablecer la confianza y también, gracias a la colaboración intensificada de la OMT con Google, aprovechar la innovación y la transformación digital del turismo mundial.

Las directrices se han preparado en consulta con el Comité Mundial de Crisis para el Turismo y aspiran a apoyar a los gobiernos y al sector privado para recuperarse de una crisis sin parangón. Dependiendo de cuándo se levanten las restricciones de viaje, el organismo especializado de las Naciones Unidas advierte de que las llegadas de turistas internacionales podrían reducirse entre un 60% y un 80%. La situación hace peligrar entre 100 y 120 millones de puestos de trabajo y podría derivar en una pérdida en exportaciones por valor de entre 910.000 millones y 1,2 billones de dólares de los EE.UU.

El secretario general de la OMT, Zurab Pololikashvili, afirmó: «Estas directrices proporcionan tanto a los gobiernos como a las empresas un conjunto exhaustivo de medidas diseñadas para ayudarles a abrir de nuevo el turismo de una manera segura, fluida y responsable. Son el producto del espíritu de colaboración que ha caracterizado la respuesta del turismo ante esto reto común, y aprovechan los conocimientos y aportaciones de los sectores público y privado y de diversos organismos de las Naciones Unidas dentro de una respuesta de mayor amplitud en el ámbito de las Naciones Unidas».